Kandy Sri Lanka

Kandy es una parada obligada en tu viaje a Sri Lanka. La capital de las Tierras Altas se encuentra ubicada en la meseta central, rodeada por montañas, donde se cultiva el famoso té de Ceilán. Con el paso de los años, Kandy se ha ido convirtiendo en el epicentro cultural y religioso de Sri Lanka. A diferencia de Colombo, Kandy es más tranquila, más fresca y más espiritual.

El Templo del Diente de Buda es la joya de Kandy y su principal reclamo turístico, pero no el único. Asistir a la procesión Esala Perahera y poder ver desfilar bailarines, cantantes, acróbatas o elefantes engalanados, siguiendo sus tradiciones durante varios siglos es algo que solo puedes ver en Kandy.

Otros lugares como el Jardín Botánico de Peradeniya, pasear por  el Kandy Lake o visitar una plantación de té son algunos de los puntos fuertes de la ciudad. Si quedamos enamorados de la ciudad y queremos visitar más cosas, Kandy tiene más lugares mágicos a pocos kilómetros de distancia como el Pico de Adán o la cordillera Knuckles.

¿QUÉ VER EN KANDY?

Si estás planificando tu próximo viaje a Sri Lanka y todavía no sabes que ver en Kandy durante tu visita, aquí tienes un pequeño resumen de los principales lugares que tienes que visitar:

Templo del Diente de Buda

El budismo es la religión más practicada por los habitantes de Sri Lanka y no es para menos, ya que aquí se guarda un diente del mismísimo Buda. Ese diente se guarda en la ciudad de Kandy, concretamente en el Sri Dalada Maligawa. En definitiva, se trata de uno de los lugares más sagrados de la isla, y que sirve de lugar de peregrinaje de millones de budistas.

Según cuenta la historia, después de morir Buda, sus cenizas fueran repartidas entre varios países (Tailandia, India, Sri Lanka y Birmania). El más afortunado fue sin duda Sri Lanka, ya que entre sus cenizas se encontraba uno de sus incisivos. Pero su recorrido, hasta llegar al actual tempo, no ha sido nada fácil. El tesoro viajó por la India, pasando por diferentes reyes. Al volver a la Isla, fue perseguido por los colonos portugueses para su destrucción, teniendo que esconderse en diferentes ciudades del país para evitar dicho acto. Finalmente, también sobrevivió al atentado bomba que perpetraron los tamiles en 1998, donde el templo quedo destrozado, quedando intacto el cofre que guardaba el diente. Esto no hizo más que agrandar la leyenda del Diente de Buda.

Antes de entrar el recinto, tenemos que pasar los pertinentes controles de seguridad. Además, también tendremos que vestirnos de forma adecuada para entrar al templo. Esto significa, llevar un pantalón largo y, en el caso de las mujeres, llevar los hombros tapados o cubiertos. Un pañuelo o fular nos será de gran ayuda. Recomendable llevar calcetines, ya que tendremos que descalzarnos.

Una vez dentro, podremos ver una gran explanada que nos conduce al templo principal, el Vahahitina Maligawa, donde se guarda el diente de Buda. La reliquia, que no puede verse por seguridad, se guarda dentro una dagoba pequeña bañada en oro. El ambiente que se respira aquí es muy espiritual y difícilmente explicable. Tienes que vivirlo en persona.

Detrás de la capilla se encuentra la Alut Maligawa, una capilla de tres plantas con un diseño más moderno y actual, donde se guardan y exhiben decenas de budas de bronce, donados por devotos de Tailandia. En los pisos superiores del edificio, podremos ver los obsequios ofrecidos al templo en el Museo Sri Dalada.

Otro de los edificios del recinto es la Sala de Audiencias o Magul Maduwa. Se trata de un pabellón al aire libre con diferentes columnas talladas al más puro estilo kandiano. A pesar de parecer de madera, estas columnas están labradas en piedra. Justo al lado del pabellón, se encuentra el Salón del Elefante Rajah, en honor a este famoso paquidermo de origen asiático que murió a finales de los años 80.

La última parada de nuestro visita al Templo del Diente de Buda es el Museo Mundial del Budismo. Aquí podremos ver y visitar diferentes exposiciones relacionados con el budismo en todo el mundo. Al igual que en el resto del complejo, tendremos que llevar pantalón largo, hombros cubiertos y pies descalzos.

Museo del Té de Ceilán

El Museo del Té de Ceilán se encuentra en la antigua Fábrica de Té de Hantana, a unos 3 km al sur de Kandy. Hantana fue una de las primeras zonas de la isla que se decidió a cultivar té, después del fracaso que supuso el cultivo del café. Con el paso del tiempo, la fábrica de té ha dado paso a un museo en honor a este cultivo.

El edificio diseño con un toque moderno alberga diferentes exposiciones sobre dos de los principales pioneros del té en Sri Lanka: James Taylor y Thomas Lipton. La planta baja de y las primeras dos plantas sirven para mostrar al visitante maquinaria antigua, que se empleaba para el tratamiento del té, una biblioteca y un pequeño auditorio. La tercera planta del edificio está destinada a la tienda, donde es posible probar y comprar auténtico té de Sri Lanka. Por último, en la cuarta planta, el visitante puede ver unas impresionantes vistas de las colinas de plantaciones de té, mientras saborea una pequeña taza de ese tesoro líquido (de forma gratuita). La mayor parte de circuitos del té en Sri Lanka incluyen una visita a este museo.

Lago de Kandy

El Lago Kandy se encuentra cerca del Templo de Buda, en pleno corazón de la ciudad. Puede decirse que es uno de los principales puntos de la ciudad y uno de los paisajes más fotografiados por todos los turistas.

A pesar de que con el tiempo el lago ha ido disminuyendo su superficie, estamos ante un lago de dimensiones considerables. Si queremos recorrerlo, tenemos que saber que nos puede costar aproximadamente una hora rodearlo.

El aire puro que se respira y la calma que se siente mientras estamos cerca de él, hace que sea un lugar ideal para hacer deporte o pasear por el lago. En las inmediaciones del lago hay algunas paradas donde descansar y ver este paisaje maravilloso.

En el interior lago podemos visualizar diferentes especies de peces, todas ellas protegidas a la pesca, así como también otras especies como tortugas o reptiles.

Jardín Botánico de Peradeniya

Muy cerca del Museo del Té de Ceilán se encuentra otro lugar recomendable para visitar en Sri Lanka. Se trata del espectacular Jardín Botánico de Peradeniya. Desde Kandy, es posible llegar al recinto en autobús (nº644 torre del reloj), tuk-tuk o furgoneta.

El Jardín tiene una extensión aproximada de unas 59 hectáreas, donde hay cultivadas aproximadamente unas 4000 especies de plantas. Aquí tendríamos que destacar la colección de palmeras, que forman espectaculares y bellas avenidas, las más de 300 variedades de orquídeas, la colección de Gimnospermas y las diferentes plantas de flor.

Si queremos ver todo el Jardín Botánico con calma, tendremos que dedicarle una hora. Es muy común ver a parejas de enamorados sentados en los bancos, haciéndose fotos o paseando cogidos de la mano. También es bastante habitual ver murciélagos grandes y monos en los árboles que bajan de vez en cuando en busca de comida.

En 2018, el prestigioso periódico británico The Guardian incluyo el Jardín Botánico de Peradeniya en el TOP 10 de mejores jardines botánicos del mundo.

Museo Nacional

El museo, declarado Museo Nacional en 1942, se encuentra situado en Kandy, cerca de otros lugares de interés cultural y turístico como son el Templo del Diente de Buda y el Museo Mundial del Budismo. El edificio sirvió durante años como residencia de las concubinas de los diferentes reyes que hubo en la ciudad.

En el museo se pueden ver desde artefactos y artículos históricos, hechos por la asociación de arte Kandyan, hasta reliquias reales, tronos, cetros, espadas tradicionales, armas, joyas, monedas o herramientas. La mayor parte de objetos exhibidos se remontan a los siglos XVII y XVIII. Saliendo del museo encontraremos cuatro devales (complejos para rezar a las deidades) y dos monasterios.

En resumen, este edificio muestra toda la historia del país, desde sus orígenes a hasta la época actual, a través de sus galerías y colecciones de arte, arqueología, etnografía o antropología.

Bahiravokanda Vihara

La estatua de Buda Gigante, con una altura de más de 25 metros, se encuentra en lo alto de una colina de Kandy. Desde la ciudad es posible ver la estatua blanca, debido a su belleza, grandeza y majestuosidad. La imagen de Buda adopta una postura sentada del Nirvana.

Es posible llegar a la colina andando mientras disfrutas de un agradable paisaje. Si eres de los que no prefiere andar tanto o, simplemente quieres subir la colina sin dejarte el alma por el cansancio o el calor, puedes tomar un tuk-tuk.

Al igual que en otros templos budistas de Kandy y el resto de Sri Lanka, antes de entrar deberás cubrirte los hombros y descalzarte en señal de respeto.

Reserva de Udawattakelle

Esta reserva forestal se encuentra ubicada en una colina de Kandy. Se calcula que tiene aproximadamente una superficie de unas 104 hectáreas. La reserva tiene un gran interés para los amantes de las aves y las plantas. Además de plantas como lianas, arbustos y pequeños árboles, también podemos ver pequeños y medianos mamíferos que habitan en Sri Lanka.

Es posible llegar a la reserva forestal andando (15-20 minutos) desde el Templo del Diente de Buda o en tuk-tuk. Los turistas deberán de registrarse antes de acceder al recinto. En el caso de que decidamos subir andando, tendremos que tener especial cuidado con las sanguijuelas, ya que nos pueden chupar la sangre de las piernas, sobre todo en época de lluvias.

La flora y fauna del santuario es muy extensa y variada, siendo un gran atractivo para el turista. Según las últimas informaciones en la Reserva de Udawattakelle habitan más de 80 especies de aves y 460 especies de plantas.

A pesar de que el bosque tiene un gran valor educativo, científico, ecológico, histórico y cultural, se debería de eliminar aquellas especies de plantas invasoras que están acabando con vegetación nativa del lugar.

Masaje Ayurveda

Aunque no seáis muy amantes de los masajes (cosa rara), darse un masaje ayurvédico es un imprescindible en tu visita a Kandy. Existen muchos lugares en Sri Lanka donde disfrutar de este masaje milenario, aunque tenemos que ir con cuidado. El precio no es lo más importante en lo que nos tenemos que fijar. Para que os sirva de referencia, un masaje ayurvédico de calidad puede costar unos 3000 LKR, con una duración aproximada de 1 hora.

El masaje ayurveda, proveniente de la India, es un masaje tradicional con aceites esenciales, siguiendo las pautas de la medicina Ayurveda. En sus orígenes, este masaje tenía como finalidad el equilibrio entre las energías que fluyen entre el cuerpo y la mente, comúnmente conocido como dosha.

Algunos de sus principales beneficios son la reducción de la ansiedad, la mejora del sistema inmunológico y eliminar todo tipo de tóxinas del cuerpo. En el caso de que tengamos problemas en la piel, padecer trombosis, fiebre o, en el caso de las mujeres, estar embarazada, no es recomendable el masaje ayurvédico.

Devales

Según la creencia popular, la ciudad de Kandy está protegida por cuatro dioses. Cada uno de estos dioses tiene su propio templo y están ubicados en el centro de Kandy. Los devales son templos especiales dedicados a un dios específico, además de Buda (Vishnu, Kataragama, Pattini y Natha). Tres de los cuatro templos se encuentran cerca del Templo del Diente de Buda, por lo que si queremos, podremos visitarlos todos el mismo día.

Vishnu Devale

Vishnu es uno de los dioses supremos del hinduismo junto a Brahma y Shiva. La unión de la India y Sri Lanka ha provocado que el budismo en la isla tome prestado muchas creencias del hinduismo. Según la tradición local, Vishnu es el dios a quien Buda encargó la salvaguardia de Sri Lanka.

Este deval se encuentra en Kandy justo al norte del Templo del Diente . Lo más destacado son un gran pabellón de baile y un largo conjunto de escalones de piedra que conducen al santuario principal. Suele ser un lugar tranquilo y sereno, donde los fieles se sientan a orar.

Kataragama Devale

Kataragama es otro dios adorado por ambas religiones, aunque en apariencia, es más hindú que budista. Es una de las deidades más populares en Sri Lanka, sobre todo por las creencias locales dicen que concede deseos. Quizás sea el menos interesante de los cuatro devales de Kandy.

Pattini Devale

Uno de los templos más populares de Kandy está dedicado a la diosa india de la fertilidad, Pattini. Según cuenta la historia, Pattini era una chica de origen humilde, que se convirtió en diosa, después de mostrar una lealtad aferrima a su marido infiel. Cuando éste fue acusado falsamente de robo, Pattini protestó alocadamente por su ejecución, arrancándose el pecho y quemando una ciudad con toda su ira. Hoy en día, este deval es visitado por cientos de mujeres embarazadas para que les protejan de enfermedades y otros males.

Se encuentra cerca del Templo del Diente, y debido a su popularidad, casi siempre está abarrotado.

Natha Devale

Natha es el único dios, de los cuatro protectores de Kandy, puramente budista. Su templo es la estructura más antigua de la ciudad, que data del siglo XIV. Podemos decir, sin lugar a equivocarnos que el templo dedicado al dios Natha es uno de los más importantes en Kandy, solo eclipsado por el Templo del Diente de Buda.

El santuario ha jugado un papel importante en la realeza de Kandy, ya que el rey recibió su nombre real en el Natha Devale. En la Kandy Esala Perahera, la procesión de Natha Devale ocupa un lugar de honor, ya que sale justo después de la Dalada Perahera.

Espectáculo de danza tradicional

Por último, tenemos que mencionar los espectáculos de danza tradicional de Kandy. Hay quien dice que no se puede llamar danza tradicional, sino espectáculo de entretenimiento. De todos modos, poder ver los vestuarios tan elaborados que lucen los bailarines y percusionistas, junto con sus movimientos y giros imposibles, y las peligrosas escenas con fuego, bien merecen una visita.

Este espectáculo suele durar 1 hora aproximadamente y se llevan a cabo principalmente por la tarde-noche. Si queréis coger buenos asientos y no perderos nada, os recomendamos que vayáis con al menos 30 minutos de antelación. Algunos de los clubes más populares donde podemos ver esta danza tradicional son:

  • Mahanuwara YMBA
  • Kandy Lake Club
  • Kandyan Art Association & Cutural Centre

Ver un partido de críquet

El criquet es el deporte por excelencia en Sri Lanka, seguido por una inmensa mayoría de los habitantes de la isla. Los partidos más vistos y, también más caros, son los que enfrentan a India y Sri Lanka.

Si estás interesado en asistir a un partido de criquet tienes que saber que en el estadio Asgiriya, ubicado al norte de la ciudad de Kandy, se celebran encuentros. En función de la ubicación en el estadio, podremos comprar nuestras entradas el mismo día a través de la oficina de Criquet de Sri Lanka.

Kandy Esala Perahera

La Kandy Esala Perahera es uno de los mayores espectáculos que se pueden ver en Sri Lanka y una de las fiestas más importantes de Asia. Dura diez días y se lleva a cabo en honor al Diente Sagrado de Buda y sus 4 guardianes. La palabra perahera significa en cingalés desfile o procesión, mientras que Esala hace referencia al mes (julio o agosto) donde Buda, después de alcanzar el Nirvana, dio su primera enseñanza.

La procesión es un espectáculo de luces y colores, con bailarines, cantantes, acróbatas y músicos que desfilan junto a unos 50 elefantes bien engalanados por las calles de Kandy. El ruido de los tambores, el calor del fuego y la vistosidad de las banderas agitarse merecen la pena verse en directo al menos una vez en la vida. Las 2 últimas noches de la perahera, el elefante Maligawa Raja se engalana para la ocasión con sus mejores vestimentas, paseando por las calles de la ciudad una réplica del cofre que guarda el Diente de Buda.

El desfile de Kandy Esala Perahera reúne hasta 5 peraheras. Cuatro de ellas proceden de los devales, donde se reza a las deidades de origen hindú o ceilandes, como son Visnu, Natha, Kataragama y Pattini. La última, la de mayor importancia y esplendor, es la que procede del Sri Dalada Maligawa, donde se guarda la reliquia del Diente Sagrado.

Se dice que el Kandy Esala Perahera es una mezcla de dos rituales. El primero, Esala Perahera, tenía como objetivo pedir lluvia a los dioses para que saliera bien la cosecha del año. El segundo, el Dahala Perahera, tiene su origen cuando Diente de Buda fue trasladado a Sri Lanka desde la India.

Si queréis asistir al evento y disponer de asientos a pie de calle, os recomendamos reservar con al menos una semana de antelación. El precio oscila entre las 5000 y las 7000 LKR. En los hoteles y hostales os pueden ayudar a reservar vuestro asiento.

¿CÓMO LLEGAR A KANDY?

Kandy es la segunda ciudad más importante del país por detrás de Colombo. Por ese motivo, es una ciudad con mucho movimiento de personas, ya sea para realizar gestiones, negocios o simplemente turismo.

Existen diferentes formas de llegar a Kandy desde Colombo, la capital, o desde otros puntos de la isla:

Avión

El avión es la opción más rápida para viajar de Colombo a Kandy, ya que el trayecto suele durar 1 hora aproximadamente. Como contrapartida, es la opción más cara. Un billete de ida, puede costar cerca de 275€.

En la actualidad, este trayecto solo lo realizan dos compañías aéreas: Cinnamon Air y Sri Lankan Airlines. La primera solo oferta uno o dos vuelos al día, por lo que es posible que nos interesa utilizar otro medio de transporte. La segunda, Sri Lankan Airlines, tiene algo más de variedad, aunque el precio no es más económico.

Tren

Kandy está conectada con otras ciudades cercanas mediante el tren como Badulla, Colombo, Ella, Haputalle, Nanu Oya, Hatton o Bandarawella. La experiencia de recorrer las tierras altas de Sri Lanka en tren, viendo sus paisajes, plantaciones de té o montañas es algo increíble y que merece la pena hacer en alguna de las rutas de nuestro itinerario.

Desde Colombo sale un tren en dirección a las tierras altas, donde pasará por ciudades como Kandy, Nuwara Eliya o Ella, entre muchas otras. Es posible comprar o reservar el billete en las taquillas de la estación de trenes con hasta 10 días de antelación.

Los asientos en el vagón mirador son los más demandados, ya que ofrecen unas vistas espectaculares de las tierras altas de Sri Lanka. El precio del billete con salida en Colombo y parada en Nanu Oya (estación cercana a Nuwara Eliya) cuesta alrededor de los 1.000 LKR.

Autobús

El autobús es otro medio de transporte para llegar a Kandy, ya sea desde Colombo o desde otro punto de la isla. En función del trayecto a realizar, tendremos que coger el autobús en una u otra estación de autobuses.

Goods Shed es la principal estación de autobuses. Desde aquí salen cada día varios autobuses de larga distancia con destino a ciudades como Anuradhapura, Nuwara Eliya, Polonnaruwa o Ratnapura. El precio del billete varía en función del destino. Lo mismo ocurre con el tiempo del trayecto. Por ejemplo, desde Kandy a Nuwara Eliya o viceversa, tendremos que pagar unas 120 LKR y el trayecto costará unas dos horas. En el caso de querer ir a Sigiriya, tendremos que hacer transbordo en Polonnaruwa y allí coger otro bus en dirección a Sigiriya.

Por otra parte, entre la torre del reloj y la estación de trenes, se encuentra Station Rd, desde donde salen autobuses express privados interurbanos. Si queremos llegar a Kandy desde Colombo o viceversa, tenemos que saber que el trayecto entre ambas ciudades aproximadamente unas 3-4 horas y el precio del billete es de 160 LKR. Si queremos ir a Negombo, también tendremos que coger el autobús en esta parada.

Por último, en la torre del reloj hay diferentes paradas de autobús que realizan servicios de cercanías.

Taxi

Es la última opción que tenemos para llegar a Kandy o bien para salir de la ciudad con destino a otras ciudades de la isla de Sri Lanka. Tenemos la posibilidad de alquilar un coche con conductor, el cual nos llevará a donde queramos y nos pueden hacer de guías. Los precios empiezan por 50$ al día por coche y conductor.

Los hoteles y pensiones también ofrecen este servicio, aunque seguramente el precio sea más elevado que si negociamos nosotros el precio con los taxistas.

¿CÓMO MOVERSE POR LA CIUDAD DE KANDY?

La mejor forma de conocer una ciudad y ver cómo viven sus habitantes es andando. De todos modos, hay veces que las distancias son muy largas, la temperatura muy alta o, simplemente no queremos andar tanto. En estos casos, tenemos diferentes medios de transporte para movernos por la ciudad de Kandy:

Taxi

Cada vez son más los taxis que hay en Kandy con aire acondicionado y taxímetro. Es una buena alternativa a los famosos tuk-tuk, aunque un poco más cara. En el caso de que el taxi que vayas a coger, nos disponga de taxímetro en su interior, te aconsejamos que negocies el precio del recorrido por anticipado para no llevarte después ninguna sorpresa.

Tuk-tuk

Una opción más económica que el taxi y, a su vez, más atractiva para el viajero es el tuk-tuk. Estos vehículos de tres ruedas hacen al día infinidad de trayectos por la ciudad. Están por todas partes, por lo que no será complicada encontrar uno.

Los precios de los trayectos no son muy caros. Eso sí, tendrás que regatear mucho con el precio, ya que a los turistas suelen aplicarles un “suplemento” siempre. Si somos duros negociando, seguro que conseguimos un mejor precio, similar al que le cobrarían a un local.

Autobús

Si queremos movernos por Kandy en autobús también es posible. En este caso, la parada principal se encuentra cerca de la torre del reloj. Desde allí salen diferentes autobuses, algunos por dentro de la ciudad y otros con destino a otras ciudades cercanas a Kandy como por ejemplo Peradeniya, Matale o Kegalle.

¿DÓNDE ALOJARSE EN KANDY?

A pesar de que en el centro de la ciudad hay pensiones y hoteles de calidad aceptable, cada vez más están proliferando los llamados hoteles boutique. Se trata de pequeños hoteles, con un diseño moderno y con todo tipo de servicios. La mayor parte de estos hoteles cuenta con restaurante, para ofrecer el servicio de desayunos y comidas. Muchos de ellos, se encuentran en lo alto de la colina, ofreciendo además de calma y tranquilidad, unas vistas impresionantes de la ciudad y las montañas de las tierras altas.

El mayor inconveniente de estos hoteles boutique es que al estar ubicados en la colina no son accesibles andando. De todas maneras, existen autobuses públicos (nº654, 655 y 698) que salen de la torre del reloj y llegan a algunas de las zonas donde se encuentran ubicados. También podemos utilizar el servicio de taxi, pero el precio subirá con respecto al autobús.

Las zonas donde más oferta de hoteles hay son Anagarika, Dharmapala Mawatha y Saranankara Rd. A continuación, os indicamos algunos hoteles recomendables donde alojarse en Kandy:

  • Sevana City Hotel
  • OZO Kandy Sri Lanka
  • Notting Hill Country House
  • The Grand Kandyan Hotel
  • Villa Rosa
  • The Elephant Stables
  • Hotel Suisse
  • Amaya Hills
  • Cinnamon Citadel Kandy
  • Viyana Boutique Hotel

¿QUÉ COMER EN KANDY?

Poco a poco la oferta gastronómica de Kandy ha ido evolucionando. A pesar de que la mayor parte de los turistas suelen cenar en el restaurante del hotel, sobre todo por la comodidad, cada vez son más los restaurantes modernos que están abriendo en la parte baja de la ciudad.

Si estás buscando consejos y recomendaciones sobre dónde y qué comer en Kandy, ahí van algunas propuestas culinarias:

  • The Kandy Garden Cafe (cocina ceilandea)
  • Theva Cuisine (cocina fusión europea, asiática y ceilandesa)
  • Sharon Inn (bufé de cocina ceilandesa)
  • Hotel Mango Garden (cocina ceilandesa)
  • Sri Krishna Dosai (cocina india y ceilandesa)

En todos los restaurantes y locales que os hemos indicado podréis probar las delicias de la cocina ceilandesa, como por ejemplo el kottu, las samosas de carne o verdura, el chiken curry especiado, los noodles de gambas o pollo con verdura, los famosos eggs Hopper o algunos dulces como las kokis. En los bufés también podréis comer platos de otras cocinas asiáticas como la hindú, la china o incluso comida europea.

EXCURSIONES POR LOS ALREDEDORES DE KANDY

Los Veddahs

Los Veddha o aborígenes de Sri Lanka habitan en la isla desde mucho tiempo antes que lo hicieran los cingaleses o los tamiles. Según la evidencia arqueológica, los antepasados neolíticos de Veddha habitaron en Sri Lanka desde el año 10000 AC. Actualmente, este grupo de aborígenes está asentada en Dambana, cerca del santuario de Maduru Oya.

Desde la Edad Media hasta nuestros tiempos, su estilo de vida no ha cambiado en exceso. El lenguaje que utilizan es un antiguo dialecto del cingalés. Su dieta es muy básica, ya que se alimentan principalmente de carne de venado y pescado. A los Veddha se les permite la caza de forma legal para mantenerse y sobrevivir, siempre que lo hagan en una zona acotada. Además, los Veddha también son buenos recolectores de miel de abeja.

Hoy en día, los Veddha están más modernizados que hace unos años en lo que respecta a las telas y al comercio. La mejor manera de conocer su historia y sus costumbres es acercarse a su reserva, donde estarán encantados de mostrar su estilo de vida.

Si queremos visitar a los Veddha tendremos que contratar la excursión en el hotel o en alguna agencia que realice esta actividad. El pueblo más visitado es Kotabakina. A pesar de que la experiencia resulta bastante artificial y su precio un poco elevado, estos ingresos son de gran ayuda para todos los pueblos Veddha.

Existen tours que ofrecen esta actividad desde los 390$ por persona. Cuanto mayor sea el número de personas del tour el precio irá disminuyendo de forma considerable.

Kitulgala

¿Eres un apasionado de los deportes de riesgo y de aventura? Pues atento porque esto te gustará. Desde hace unos años, la ciudad de Kitugala se ha convertido en el lugar perfecto para practicar todo tipo de deportes de aventura en Sri Lanka como rafting en aguas salvajes, exploración de cuevas, senderismo u observación de aves.

Kitulgala está rodeada por escarpadas montañas que permiten a los aventureros hacer excursiones por la parte de la selva. A pesar de que pueden llegar a ser pesadas, en cuanto a cansancio, son muy gratificantes e interesantes. Se recomienda contratar un guía para que te lleve por la zona. Acuérdate de llevar buen calzado y repelente de sanguijuelas, no te arrepentirás.

Si prefieres ver aves autóctonas de Sri Lanka, esta zona es una de las mejores. Se calcula que en estos bosques pueden llegar a habitar unas 23 de las 27 que hay en la isla.

Por último, el rafting por las aguas bravas del río Kelaniya Ganga es espectacular. Durante 2 horas aproximadamente, se recorrerán los 7 rápidos del río, en una distancia de unos 7 km. Lo normal es que te lleven por los rápidos de clase 2 y 3, dejando a los expertos aventurarse en peligrosos rápidos de clase 4-5.

La mayor parte de hoteles de la zona ofrecen estas actividades a los visitantes e intrépidos. Muchos de los alojamientos son pequeñas cabañas o casitas, muy acogedoras y que tienen de todo para que podáis desconectar unos días por la zona. Rafter’s Retreat puede ser una buena opción de alojamiento y organizador de actividades. Otros alojamientos interesantes son:

  • Borderlans
  • Adventure Base Camp Kitulgala
  • Kumbuk Sevena Adventure Camp
  • Paradise Eco Garden
  • Gallene Gala Nature Resort

Para llegar a la ciudad de Kitulgala, tenemos que coger el autobús que va de Colombo a Hatton. El precio aproximado del billete es de 190 LKR. Después de visitar la zona, podemos seguir nuestro camino hasta Hatton en autobús, y de ahí dirección a Dalhousie para ver el Pico de Adán.

Cordillera Knuckles

La cordillera Knuckles de Sri Lanka se sitúa al norte de Kandy, limitando con la cuenca del río Mahaweli al Sur y al Este, y con la provincia de Matale al Norte y al Oeste. El nombre de Knuckles se lo pusieron por el increíble parecido que tienen los picos con los nudillos de un puño cerrado. También se conoce como cordillera Dumbara.

Los amantes del senderismo y las excursiones por las montañas estarán de enhorabuena, ya la cordillera Knuckles tiene hasta 34 picos, cada uno de diferente altura. El pico más alto llega a alcanzar los 1863 metros de altura, siendo el sexto más alto de toda la isla de Sri Lanka.

En el caso de que decidamos aventurarnos a hacer senderismo por la cordillera Knuckles, tendremos que saber que es muy importante estar en buena forma física y también contratar un guía local que nos cuente y enseñe los secretos de las montañas. Existen diferentes agencias que organizan actividades de montaña por la cordillera como por ejemplo Sumone Bandara o Ravi Kandy. Consultar precios.

La mejor época para realizar trekking por la cordillera Knuckles es de junio a septiembre, época en las que las lluvias son menores. Por el contrario, de septiembre a noviembre se desaconseja por ser época de monzones.

En las laderas de la cordillera existen un total de 37 pequeños pueblos habitados por comunidades de indígenas. Su principal fuente de sustento son el arroz, el cardamomo y la Chena.

La biodiversidad de la cordillera Knuckles es espectacular. En ella habitan una gran diversidad de mamíferos (jabalís, ardillas gigantes, ciervos, mangostas, puerco espín), reptiles (lagarto sin cresta y pigmeo, lagartijas canguro, etc), aves (zorzales, urracas azules, currucas, estorninos de cara blanca o pericos de Layard) y flora (bosques secos, montanos o submontanos).

Las excursiones pueden tener diferentes duraciones, desde caminatas de 1 km hasta jornadas de varios días seguidos. Las rutas más importantes que se realizan por la cordillera de Knuckles son las siguientes:

  • Mini de Deanston
  • Deanston – Dothalugala
  • Trail to Nitro Caves
  • Cueva de Augallena a través de Thangappuwa
  • Meemure – Kalupahana

Sri Pada

Sri Pada o Pico de Adán es el monte sagrado de Sri Lanka por excelencia para diferentes religiones del mundo. Los cristianos dicen que la cima es la huella de Adán cuando fue expulsado del Paraiso por desobediencia. Por su parte, los budistas dicen que se trata de la huella que Buda dejó en la Tierra al ascender al cielo en su Iluminación. Por último, los musulmanes opinan que el profeta Mahoma también estuvo aquí. Otros piensan que es la huella de Santo Tomas, el primer apóstol de la India. Como podéis ver, este pico es de gran importancia para Sri Lanka.

Los viajeros pueden hacer la ascensión a la cumbre de Adam’s Peak de dos formas diferentes. La más corta tiene su origen en aldea de Dalhousie y tiene una duración aproximada de unas 4 horas. Por su parte, el camino más largo, tiene su origen en la ciudad de Ratnapura y puede llegar a durar unas 7 horas. Tanto uno como otro están bien señalizados, así que no tienes porque preocuparte.

La mejor época para hacer la subida al Sri Pada en peregrinación comienza el día de poya de diciembre y se puede alargar hasta el festival de Vesak en mayo. En temporada media-alta el camino está iluminado con luces, como si fuera un camino de estrellas. Fuera de temporada es aconsejable llevar una linterna.

Desde Dalhousie tenemos unos 7 km de subida hasta llegar al pico. Lo mejor es salir cuando está anocheciendo y pasar la noche arriba. Si no queremos dormir en la intemperie podemos comenzar la ascensión sobre las 2 de la madrugada, para poder llegar a la cima con los primeros rayos del sol. La mayor parte del camino se sube sobre un trayecto de 5200 escalones. Según los más creyentes, antes de subir el último de los escalones, tenemos que descalzarnos y caminar un poco con los pies descalzos.

La temperatura en lo alto de la cima es baja, por lo que se recomiendo llevar ropa de abrigo para no pasar frío. También es necesario hidratarse, y más después de realizar dicha ascensión. Zapatillas cómodas, bastones de senderismo, sombreros y crema solar son algunas cosas que también tendremos que llevar en nuestra excursión. El día siguiente es recomendable descansar, ya que las agujetas harán acto de presencia, a no ser que estemos en muy buena forma física.

La aldea de Dalhousie cuenta con una buena oferta de alojamientos para descansar y coger fuerzas, tanto antes de la subida al Pico de Adán como el día después. A continuación, te indicamos algunos alojamientos recomendados:

  • White House (cabaña)
  • Lavendra Guset House (pensión)
  • Ayos Hill Hotel (hotel)
  • Slightly Chilled (pensión)
  • Green View Guest Inn (hostal)

Para llegar a Dalhousie podemos hacerlo de diferentes formas:

Autobús

PEREGRINACIÓN
Origen Destino Precio
Kandy, Nuwara Eliya y Colombo Dalhousie
Hatton Maskeliya -Dalhousie 75 LKR
RESTO DEL AÑO
Origen Destino Precio
Colombo Hatton 245 LKR
Kandy Hatton 110 LKR
Nuwara Eliya Hatton 85 LKR
Hatton Maskeliya 40 LKR
Maskeliya Dalhousie 35 LKR

Tren

Si preferimos el tren, podemos hacer lo siguiente para llegar a Dalhousie. Desde Kandy sale un tren hacia Nanu Oya con parada en Hatton, la parada de tren más próxima al destino. El billete de tren cuesta entre 115 y 70 LKR, según si escogemos viajar en 2ª o 3ª clase.

Una vez en Hatton, tendremos que utilizar otro medio de transporte para llegar a Dalhousie. La mejor opción puede ser tomar un autobús, ya que es más económico. Otras opciones que tenemos son el taxi (2200 LKR aprox) o el tuk-tuk (1900 LKR).